viernes, 7 de junio de 2019

En busca del toro soñado

Urdiales actúa hoy en Madrid con toros de Alcurrucén con Ferrera y Ginés Marín


El diestro de Arnedo cumplimenta su segunda tarde en San Isidro ante astados de una ganadería que ha sido talismán en su carrera 

Diego Urdiales vuelve esta tarde a Las Ventas e inicia un ciclo de tres corridas que culminará el miércoles con la Beneficencia (la gran cita taurina de la temporada española) con un paso intermedio por Nimes en la matinal del domingo. Tres festejos de máxima expectación en la que el diestro riojano se las verá con sendas ganaderías de postín: Alcurrucén y Lozano Hermanos esta tarde (encaste Núñez), Victoriano del Río en la bimilenaria ciudad del Gard y Núñez del Cuvillo en la corrida del miércoles. Tres hierros que por vitola, origen y fondo de bravura tienen que ofrecer la oportunidad de hacer el toreo que hasta el momento se le ha resistido en este inicio de temporada, en el que sólo se salvan el manojo de embestidas que le regaló un ‘Juanpedro’ en Sevilla para componer varios pasajes memorables en La Maestranza. Y poco más. La ganadería de esta tarde –Alcurrucén– ha sido esencial en la carrera del matador de Arnedo, ya que las tres salidas a hombros que ha protagonizado en el coso de Bilbao han sido con este hierro fundamentado en Núñez y que siempre ha encontrado en la muleta del torero de Arnedo un elemento para desarrollar profundas y a la vez exigentes embestidas. Diego explica que la embestida ‘Núñez’ posee unas características especiales que le gustan por su forma de humillar y por el ya mítico ‘metrito más’ que son capaces de desarrollar al final de los muletazos persiguiendo las telas. En Madrid han lidiado toros sensacionales: ‘Jabatillo’ en 2015 (Castella, dos orejas), ‘Malagueño’ en 2016 (David Mora, dos orejas), ‘Bocineto’ y ‘Licenciado’ (puertas grandes de Juan del Álamo y Ginés Marín en 2017) y el fulgurante ‘Licenciado’, con el que ‘El Juli’ malogró con la espada la faena de su vida en Las Ventas el año pasado. Y más al fondo, la faena memorable de Aparicio de 1994, la primera puerta grande de José Tomás en Madrid de 1997 o los inolvidables ‘Tamborilero’, ‘Guitarra’ o ‘Musiquero’ que en 2005, 2006 y 2009 pusieron el triunfo en la mano a César Rincón, El Cid y Rubén Pinar. Todas las figuras buscan esos toros cuando se apuntan a la corrida de Alcurrucén en Madrid. Y eso persigue esta tarde Urdiales, que compartirá terna con Antonio Ferrera y Ginés Marín, dos diestros extremeños. El veterano Ferrera suma ya una puerta grande en San Isidro y Ginés Marín cerrará su paso por Madrid tras cortar una oreja en cada una de sus anteriores tardes. La corrida ha levantado mucha expectación y se espera una gran entrada.

gracias por visitar toroprensa.com

Blog de ideas de Pablo G. Mancha. (Copyleft) –año 2005/06/07/08–

Queda permitida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta bitácora, en cualquier forma o modalidad (Siempre y cuando se cite al autor)