lunes, 23 de julio de 2007

Lo peor es que me lo he creído (no sé si embaucado pero seguramente persuadido)

En Barcelona viví sensaciones difíciles de explicar. Sentí un orgullo ancestral, un amor supremo (A Love Supreme) que diría John Coltrane, un desgarro impredecible. Sentí la emoción misma del toreo: regresaba José Tomás, que era algo así como un sueño, como un cuento de Borges, como una greguería imposible de Ramón Gómez de la Serna o como uno de esos relatos metafísicos de Wenceslao Fernández Flórez. Disfruté aquel día sumido en una ilusión incontestable. Además, salió el toro y afloró el toreo. La fiesta misma; el natural de José Tomás, su capote, la serenidad de su mirada inalcanzble. Y también la contestación apolínea de Cayetano. Fue mágico. Volví a la realidad quizás no sé si embaucado pero seguramente persuadido. A partir de aquel 17 de junio y de predicar a los cuatro vientos todo lo vivido en Barcelona, los negros nubarrones de los toros no toros seleccionados para el regreso del mito empezaron a asomarse por la blogosfera. La prensa tradicional miraba y sigue mirando, como ha hecho tradicionalmente –excepto contadas ocasiones– hacia otro lado; curiosamente hacia el sol que más calienta, para más señas. Y ayer en Ávila se consumó el (pen) último atropello –habrá más, sin duda y muy a mi pesar–. Y el toro se esfumó, y salió la cabra, la cabra de Zalduendo que no es una cabra cualquiera, es una cabra pedida y exigida, una cabra mimada, una cabra torticera que se consuma con sus embestidas de piruleta. No eran ni cabras, eran piruletas. Y estaba toda la prensa, había escritores, politólogos, plumillas, duquesas, radioaficionados, locutores, políticos, amigos y deudores... Estaban todos menos el toro y eso que se trataba de una corrida organizada para la defensa de la fiesta (que no de la siesta). Y los taurinos volvieron por sus fueros y hubo dos culpables de que salieran cabras o piruletas y no toros: José Tomás y Julián López 'El Juli'. Nadie les pedía que se las vieran con una corrida de Bilbao, nadie... Pero de eso a trajinar seis novillejos de Zalduendo hay una diferencia colosal. ¿O no? Peor para ellos, pero en esta fiesta el peor para ellos es el peor para nosotros mismos ¿O no?

4 comentarios:

Paco dijo...

Pablo, cuando te leo veo verdades. Me pareció que con lo de Barcelona eras tan ingenuo como yo. Ya estamos en la onda y no sabes como lo siento. Como dice Bastonito, yo (fabad)me entusiasmo ante cada corrida que decido ver. Creí en la plataforma pero es evidente que están dentro y que nos ponen los cuernos.Tras tantos años de aficionado es penoso ver que en todo lo que uno cree hay engaños. Lo que menos entiendo es el engaño de los toreros, siempre he creido que ellos y los Toros son los únicos honrados de este puñetero vicio que muchos (mas de lo que se merecen) padecemos.

Quintaesencia dijo...

Hola PAblo feliz regreso a la realidad, aunque estoy completamente deacuerdo contigo, he de decirte que yo quiero seguir engañandome, quiero ver ese pellizco de Barcelona, y se que hoy solo me lo pueden ofrecer Jose Tomas, Cayetano y Manzanares, ¿El mas honrrado este ultimo? No lo se, ¿el mas mediatico el segundo? No lo creo estando Jose Tomas, su hermano y Jesulin en los ruedos, ¿El mas esperado el primero? Seguro que si, todos queremos verle con toros de verdad, sin mutilizaciones, sin engaños, pero mientras este toro viene y el circulo de amistades del de Galapagar le aconsejen y convezcan que tiene que enfrentarse a otra cosa, le estare esperando,y seguire pagando la entrada siempre que me sea posible cuando el haga su paseillo, no sea que esa tarde sea la de la reaparicion verdadera.... Esperemos a Donosti y luego si Dios quiere a Palencia.

Pablo G. Mancha dijo...

Paco, Quintaesencia, estoy jodido, pero no quiero caer en la desesperanza. No sé, me gustaría no haber perdido la fe. Pero, no sé, no sé.

Anónimo dijo...

Yo no sé a qué esto de pensarse si cortarse las venas o dejárselas largas cuando está matando lo mismo que antes cuando actuaba en estas mismas plazas, ¿o es que en su etapa anterior cuando se anunciaba en Algeciras mataba un corridón? Esto era de suponer cuando se hizo pública la lista de las plazas en las que se iba a acartelar porque para matar un toro de plaza de primera...se anuncia uno en plazas de primera.Puntillero.

gracias por visitar toroprensa.com

Blog de ideas de Pablo G. Mancha. (Copyleft) –año 2005/06/07/08–

Queda permitida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta bitácora, en cualquier forma o modalidad (Siempre y cuando se cite al autor)