miércoles, 2 de julio de 2008

No soy Íñigo Crespo ni trabajo en Mundotoro (por eso no doy primicias de albahaca)

Dice hoy el buen Íñigo Crespo en mundotoro que los toros de Garcigrande de ayer en Burgos "estaban bien presentados". Sin ambages, sin medias tintas, lo dice, lo escribe y lo lanza al ancho mundo (de mundotoro). De igual manera, yo, que no soy Íñigo Crespo, ni trabajo en mundotoro, ni en Aplausos ni me asomo a Clarín y tampoco a El Mundo, me atrevo a escribir esta coplilla simpática a este portal y a sus dignos/as redactores/as. Y es que para ellos los cuernos sangrantes no existen, son como los ovnis, como las apariciones marianas de El Escorial, como el oro de Moscú o como las enaguas de una monja. ¡Uy! Perdón


He aquí la coplilla (disculpad)

Mundotoro, ese portal que es un tesoro,
una primicia de albahaca,
un corazón herido de siluetas macabras de taurinos plastas y ovejunos
que cuando se quitan la caspa de su testuz,
aparece otra piel de caspa entera toda.

Mundotoro, qué desdoro,
qué despilfarro de bytes y gigaflops,
qué azul el suyo cuando amanece en mi pantalla con sus crónicas de azufre,
con sus pesados artículos de cal, arena y jaspe.

Mundotoro, en el que toro no es ni esbozo,
donde el pitón ni asoma ni se espera.
Qué ilusión más vaga aguardar de ti algo tan preclaro
cuando te leo que estar bien informado.

El cuerno mancillado a sus redactores no subyuga,
y los toreros caros, que ante tan fieros ejemplares se colocan,
hacen humanos sobreesfuerzos para no matar al personal de aburrimiento

Mundotoro, heraldo de los diestros que más pagan,
noticiero donde los toros romos se disuelven
entre la alabanza vil y el fulgor de lisonjas estrujadas

En Mundotoro es de noche pero amanece el día con crónicas de lino asaeteadas,
con vuestras chorradas ribeteadas
con vuestra ignífuga ética de laboratorio y mimo al que más grava

Un toro sin pitón es para mundotoro una ensoñanción, un imposible
¿Acaso son de nácar los bureles de este portal?
No. Son de mazapán, de azafrán y de celofán.
!Ay, si hasta Del Moral se puso ayer cabal!



o Alfredo Casas, en El Correo:
Tarde sofocante, festejo sonrojante y bochornoso. Anunciaba el cartel: toros de García Jiménez. Rechazados por la autoridad en el primer reconocimiento veterinario, se lidiaron a pie cuatro toros de Garcigrande. Impresentables. Fundamentalmente los ejemplares segundo -anovillado, montado, corto de cuello y acochinado- y tercero -bajo de agujas, recortado, apretado de carnes y sin cuello-. Por falta de pruebas objetivas, simplemente indicaré cornicortos. Tanto que el tercero sangró por el pitón izquierdo.

o Juan Miguel Núñez, en la Agencia EFE: Los enemigos de la fiesta están dentro: Algo intolerable. La presentación de los toros, sangrando por los pitones, más que una provocación.

o José Antonio del Moral: cuatro animales de Garci Grande, tan anovillados y absolutamente disminuidos en sus defensas, que parecieron entonar con los destinados a la lidia de a caballo y entre los que asombró el abecerrado que hizo de tercero que incluso sangró ostensiblemente por el pobre cuernecito derecho que exhibió
.

o La foto es de Ghosty, y se puede ver en su blog: Políticamente incorrecto.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Grande Pablo, grande

Ramón Arrieta

Mundofriki dijo...

Tremebunda la foto y genial el poemila

TC dijo...

Lamentables periodistas los que nos abrasan. Bonito toro. Que asco

Anónimo dijo...

Adiós al toreo...

David Valderrama Gutiérrez dijo...

Muy, pero que muy Bueno!!!

Anónimo dijo...

felicidades por el post de hoy

La verdad esta ahí fuera, detrás de los estores dijo...

Don Pablo, sin lugar a dudas y como dice Juan Miguel Nuñez de la agencia Efe, los enemigos de la fiesta están dentro, viven incrustrados en lo peor del taurinismo.

Precioso el poemita ¿es épico?

Giotto

Anónimo dijo...

Pablo, gracias por el poema.
¿Le ha dicho algo el señor Iñigo Crespo?

Gómez Cruzado, México DF

gracias por visitar toroprensa.com

Blog de ideas de Pablo G. Mancha. (Copyleft) –año 2005/06/07/08–

Queda permitida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta bitácora, en cualquier forma o modalidad (Siempre y cuando se cite al autor)